Sentirse privilegiado por cualquier cosa…

a volar“Pies para que os quiero, si tengo alas para volar”… Hay días, sobre todo aquellos en los que el corazón está alegre, dónde te asomas a la vida y sientes que los límites se difuminan, que no hay nada ni nadie que pueda frenar esas ganas inmensas de ir y de venir, de conocer y de explorar por tierra, mar y aire… de compartir y de contagiar buen rollo … Son esos días en los que te sientes privilegiado por cualquier cosa, por ejemplo, porque hoy es Viernes… La vida, cuanto más lo pienso, más divina me parece…Todo un lujazo respirar y poder disfrutar de tantas y tantas cosas por muy simples que sean…

Comments

comments